Versión para imprimir

Español · Português

19 de mayo de 2013 | | | |

Espacio de unidad

Solidaridad con Colombia hacia una paz con justicia social fue priorizada por la articulación de movimientos sociales hacia el ALBA en su Asamblea Continental

Descargar: MP3 (34.5 MB)

La práctica de una solidaridad activa y de nuevo tipo, en un internacionalismo desde los movimientos sociales y redes regionales con los procesos de lucha nacionales ha sido uno de los pilares que desde sus primeros esbozos inspiran a la articulación de movimientos sociales hacia el ALBA cuya primera Asamblea culmina este lunes 20 de mayo en Sao Paulo, Brasil.

Un grupo de trabajo dentro de la Asamblea Continental que funcionó durante los días viernes 17 y sábado 18 concluyó que el ejercicio de dicha solidaridad a través de misiones de acompañamiento, movilizaciones nacionales y comunicación en clave de convergencia es prioridad de dicha articulación.

El acompañamiento solidario a la Revolución Bolivariana, primera inspiradora del ALBA, así como al proceso social que se busca desemboque en una paz duradera y justa en Colombia fueron señalados como los primeros renglones de la solidaridad, este domingo en el plenario de la Asamblea Continental que reúne a unos 160 delegadas y delegados de 22 países.

Radio Mundo Real, presente en la Asamblea que se desarrolla en la Escuela Nacional Florestan Fernández en el marco de la convergencia de medios de comunicación de los movimientos sociales, dialogó con representantes de los dos procesos colombianos que buscan andar una ruta social común hacia la paz: el Congreso de los Pueblos y la Marcha Patriótica, los cuales integran el capítulo nacional de esta articulación.

Los voceros de ambas formaciones destacaron que el espacio social del ALBA representa una oportunidad para enriquecer el proceso nacional con los aportes regionales, propiciando así la unidad interna dentro de Colombia, sin perder la diversidad.

Radio Mundo Real dialogó con Marylena Serna, vocera del Congreso de los Pueblos y en una segunda instancia con Mauricio Ramos quien hace parte de la representación internacional de Marcha Patriótica.

Ella y él relataron cuáles son los motivos por los cuales desde el gobierno de Juan Manuel Santos se enfatiza la necesidad de colocar un fin al conflicto armado y apuntaron, también coincidentemente, que ello se debe a razones de control de territorio y de bienes comunes como tierras, energía, minería y ríos represables.

Gestando un nuevo modelo de vida

Marylen, quien integra el Coordinador Nacional Agrario (CNA, parte de Cloc-Vía Campesina), dijo que “necesitamos beber de la experiencia de otros países pero también aportar desde la experiencia que venimos desarrollando en Colombia”.
“Más allá de resistir en los territorios y avanzar en la localidad, estamos gestando luchas nacionales que están poniendo en el debate un nuevo modelo de vida. Es necesario poner a dialogar esas propuestas y ampliarlo a nivel del continente”, indicó la dirigente campesina caucana, enfatizando la necesidad de participación de los movimientos sociales en la construcción de la paz.

También Mauricio Ramos destaca que las mesas de negociación en La Habana entre las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) y el Estado colombiano no agotan el diálogo ya que existen actores insurgentes no representados allí.

“La búsqueda de la paz con justicia social que tenemos en Colombia y que esta articulación hace suya es una señal muy importante para los pueblos del mundo”, señala Mauricio, originario de Antioquia.

“Vinimos a decir que la paz en Colombia se logra siempre y cuando haya justicia social y que ello implica poner en el debate público los principales problemas que tiene el país”, agrega en la misma línea la dirigente del CNA y como ejemplo de lo cual citó la tenencia de la tierra, la educación, la salud pública, el control de territorios.

Si ello se lograra, indica Marylen, es porque los privilegios de las minorías poderosas colombianas fueron tocados y ello implicará una reacción de las mismas que hacen más necesaria aún la solidaridad activa.

Mauricio agrega que Colombia es un país clave para el conjunto de los problemas del continente y de ahí “la apropiación que ha tenido este tema por parte del conjunto de los movimientos sociales”.

Unidad en el ALBA

Sobre la unidad de quienes luchan por la justicia y la paz en Colombia, ambos representantes colombianos valoran esta articulación como un espacio que propenderá a la misma.

Mauricio no oculta las divergencias metodológicas e ideológicas y Marylen complementa que aunque “tenemos distintas formas de construir, pero necesitamos de una unidad en la diversidad”. “Para nosotros es un espacio para referenciar en nuestros procesos nacionales, en ese sentido contribuye muchísimo y de manera significativa para enfrentarnos a la política de nuestros enemigos de clase con posibilidades de vencer. (…) Lo primero que hay que construir es la confianza y avanzamos en eso”, señaló Mauricio.

La dirigente del Cauca remarca en la entrevista con Radio Mundo Real que a pesar de haber sido terriblemente reprimido a fuego y sangre, los movimientos sociales en Colombia han permanecido aferrados a los territorios y a las reivindicaciones. En ese sentido manifestó que la Ruta Social Común para la Paz es precisamente un espacio donde hacer dialogar las estrategias y metodologías que diversos sectores reivindican en la actualidad en el país.

¿Por qué ahora?

Como Ministro de Defensa de Álvaro Uribe, el actual presidente Juan Manuel Santos lejos estuvo de ser un “pacifista”. Administrando planes de intervención como el Plan Patriota, sin embargo parece decidido a sellar su mandato con la obtención de la desmovilización de los principales grupos insurgentes (caso FARC y Ejército de Liberación Nacional, ELN).

Así lo analizan los voceros colombianos en la Asamblea Continental de la articulación de movimientos sociales hacia el ALBA. Mauricio señala que el objetivo táctico del Estado (“establecimiento”) es eliminar militarmente a la insurgencia armada. Pero asimismo se niega rotundamente al juzgamiento de militares y paramilitares por sus responsabilidades en la violación de derechos de las poblaciones urbanas.

Para Marylen, complementariamente, “las condiciones de paz que necesitan tienen que ver con la facilitación a las trasnacionales, con la intervención de las mismas en todos los sentidos”. Mauricio habla de la “locomotora del desarrollo minero energético” que impulsa el Ejecutivo cuya aplicación se ve interrumpida precisamente por la existencia de insurgencia armada. Eliminar ese obstáculo es, según Mauricio, la verdadera razón de los intentos de diálogo.

Foto: R. Stédile

(CC) 2013 Radio Mundo Real 10 años

Mensajes

¿Quién eres?
Tu mensaje
  • En este formulario se pueden ingresar atajos SPIP [->url] {{negrita}} {cursiva} <quote> <code> código HTML <q> <del> <ins>. Para separar párrafos, simplemente deja líneas vacías.

Cerrar

Radio Mundo Real 2003 - 2014 Todo el material aquí publicado está bajo una licencia Creative Commons (Atribución - Compartir igual). El sitio está realizado con Spip, software libre especializado en publicaciones web... y hecho con cariño.